Sin abejas no habría vida

Einstein lo dejó claro "si las abejas desaparecen del planeta solo nos quedarían 4 años de vida"

 El papel que juegan las abejas en el medio ambiente es fundamental ya que su labor de polinización es insustituible. Sin polinizadores un tercio de nuestra alimentación desaparecería, y lo que es aún más grave, también lo haría parte del forraje que alimenta a los ganados que comemos.

 Desde hace unos años la alarma no cesa, se están perdiendo las colonias de abejas. Las causas de su muerte son diversas, la contaminación del aire, tanto por el porcentaje de CO2 como por las ondas magnéticas enviadas por las antenas de telefonía móvil. 

 

La abeja es un auténtico detector ecológico porque su cuerpo esta cubierto de pelos que ayudan a capturar las substancias que entran en contacto con ellos, es sensible a muchos productos tóxicos y visitan todos los sectores ambientales: suelo, vegetación, aire y agua, y almacenan gran diversidad de productos en las colmenas sobre las que realizar las verificaciones. 

 

Desde 2010 en algunos aeropuertos se utilizan colmenas para medir la calidad del aire y así conseguir la reducción de la tasa de toxinas en la miel, que es como lo miden. En Adalmo no tenemos abejas pero tenemos un equipo altamente cualificado para el asesoramiento a consistorios, ayuntamientos y empresas; implementación de puntos verdes y/o limpios y una Unidad de Intervención Inmediata las 24h en caso de vertido de sustancias químicas almacenadas en cualquier instalación. El medio ambiente es responsabilidad de todos. 

© ADALMO · Teléfono (+34) 971 60 64 70 · Fax (+34) 971 60 64 14 · info@adalmo.com